Sin ser brillante, pero consiguiendo en los momentos adecuados los goles del triunfo, Everest se consagró como el mejor de la Copa UC una vez más en la categoría Intermedia. Los azules de Lo Barnechea no tuvieron mayor oposición, ante un Sagrados Corazones Manquehue que sucumbió ante sus propias imprecisiones.

Everest se mostró con sus mayores fortalezas en cancha. Un equipo con experiencia, por el título ganado el año pasado, además, por algunas figuras que se habían destacado en categorías de menor edad en la Copa UC y que no han desentonado en la campaña de los dirigidos por Miguel Ángel Vera. No tuvo que pasar mucho antes que Martín Ilic consiguiera el primer tanto, superando a una muralla defensiva manquehuina aún sin solidificarse, y dirigió el camino del partido.

Más tarde, tras un par de rebotes en el área, con el finiquito de Vicente Prieto, que finiquitaba y colocaba más arriba el marcador. Ambos momentos se mantenían marcados ante un Sagrados Corazones que no tenía reacción, y que no llegaba más allá para asustar al guardameta Manuel Chadwick. De hecho, Manquehue se apropió del balón pasados largos minutos de la primera etapa, pero su trabajo ofensivo nunca vio en real apuro a la defensa, exceptuando en los minutos finales.

En el segundo lapso, el esfuerzo del “cóndor”, aún muy liviano para afrontar a la línea de retaguardia de Everest,vio cristalizar sus esfuerzos en una de las pocas jugadas de gol a su favor. El árbitro cobró mano tras un tiro de esquina, y Santiago Viel fue quien se encargó de descontar. La ocasión de los bicolores generó más expectación, lo que se refrendó con un gladiador que  decidió buscar el contraataque con nuevas piernas. Los cambios no modificaron el resultado del duelo, e incluso Everest tuvo un par de oportunidades, conducidas en su mayoría por Clemente Silva, uno de los animadores del duelo, y por Juan José Jullierat. Este último permanente atacante por su banda izquierda, pero que no pudo marcar ante inmejorables opciones.

Se confirma el favoritismo de los azules para consagrarse como los mejores de la Copa UC, competencia que ahora le da espacio a un nuevo torneo: el Octogonal de Fútbol camino al Mundial Escolar ISF 2019.